20120916160324-images.jpg

-Acabas de descubir los entresijos de algo que ni siquiera deberías saber que existe. 

 Uno de los temas recurrentes parece ser la intervención directa del poder, la corrupción de los gobiernos o grandes empresas que llegan hasta el control ferreo del individuo; desde gobiernos y empresas que ejercen un capitalismo salvaje, hasta la policía, el ejército o los  marcianos. En Dick, el individuo es presa de corporaciones comerciales y de unos gobiernos disfrazados de democracias, como haría Terry Guilliam en 12 monos o Brazil, con la intervención directa del poder a través de la mente, controlando los recuerdos o los pensamientos. Esto es perceptible en Blade Runner, Desafío Total, El Impostor o Una mirada en la oscuridad. Pero existe otro tema en este sentido: siempre hay un negocio de por medio. En Desafío total, el control mental se hace a través de un implante lúdico que hace a un obrero vivir la vida como si fuese un agente secreto. 

                 los ángeles blade runner

En sus historias no hay heroes, pero sí actos heróicos, enfrentados a organismos o gobiernos que basan su poder en la mentira y la sugestión. De ahí que la publicidad aparezca como el nuevo tótem y los totalitarismo y los mecanismos de poder sean la principal amenaza. En uno de los diálogos de Paycheck, pronunciado por el protagonista, Jennings, sintentiza algunas de las constantes de estas ideas: "Quiero estar protegido. No se hace ni idea de lo que significa estar ahí fuera, sin lugar adonde ir. Un individuo ya no tiene ningún lugar al que recurrir, nadie que le ayude. Se halla atrapado entre dos fuerzas despiadadas, es un peón entre la política y los poderes económicos. Estoy cansado de ser un peón". 

Las historias de Phillip K. Dick terminan siendo auténticas distopías y su finalidad suele ser la opresión y la consiguiente rebelión; de ahí que se hayan tratado en el séptimo arte junto con la capacidad de supervivencia, el miedo y la paranoia. En estos mundos distópicos, el ciudadano se siente controlado, manipulado y traicionado. A estas emociones, contribuye el entorno, a menudo, deshumanizado, en ambientes amenazantes, con la presencia de la guerra, la contaminación global o las enfermedades.

Todo esto aparece en Minority Report (Steven Spielberg), con la preocupación empresarial por evitar que Precrimen quede entredicho entre los informes en mayoría y en minoría de los pre-cog; o en la cuestión moral para detener a gente que todavía no ha cometido un crimen. Esta es el servicio que ofrece esta empresa: una sociedad sin delitos. Pero por este detalle (y otros como la irrupción de las arañas en las casas buscando a Anderton) la idea de sociedad totalitaria se intuye en el film. 

 -Con la copa de Merlot engulló todas las pastillas de una vez, sin embargo, le habían engañado. En lugar de axfisiarme silenciosamente, Charles empezó a alucinar. Lo último que vio fue una criatura de otra dimensión, junto a su cama, que lo miraba con desaprovación.Tampoco "Una mirada a la oscuridad" (Richard Linlaker) escapa a esa mirada totalitaria y policial de la sociedad, en la que los individuos son espiados a través de una alta tecnología y se aprovecha hasta las mismas drogas para provocarles alucinaciones con estos fines. Aquí hay personajes, como Donna que aparentan ser camellos pero que son agentes, aunque la guinda de la paranoia lo protagoniza Fred cuando debe convertirse en Bob para vigilarse a sí mismo.