20131104005941-julie-julia-teaser.jpg

¿Recuerdan “Las horas” (Stephen Daldry)? La película seguía la obra de Virginia Wolf, Mrs. Dalloway, en tres tiempos, siguiendo a tres mujeres frustradas de tres épocas distintas. A la propia autora (que le valió su único Oscar a Nicole Kidman), mientras escribía Mrs. Dalloway; a Julianne Moore , una ama de casa de los años cincuenta que lee el libro, y a Meryl Streep, interpretando a una editora homosexual neoyorquina, que cuidaba a un amigo escritor (Ed Harris) enfermo de Sida. Algo parecido hace Nora Ephron en Julie & Julia, aunque cambiando la literatura por la cocina y su tono gris por un optimismo edulcorado (no apto para diabéticos) marca de la casa de la directora.

-Me propongo a hacer todas las recetas de Julie Child.

Nueva York, 2002. Una joven no soporta su estresante trabajo en la Oficina de Atención a los Afectados del 11S, de modo que decide afrontar un reto culinario, a través de su blog. Trata de realizar, a lo largo de un año, las 524 recetas del único libro –sobre la cocina francesa- escrito por Julie Child, la esposa de un diplomático en servicio en París, que se convierte en una especie de Simone Ortega a la americana.

-Te estás pasando de competitiva, ¿no te parece?

-Debías haber visto cómo me miraban esos hombres.

El éxito de Algo para recordar y Tienes un e-mail, y el fracaso de Embrujada, ha marcado la carrera de esta directora que logra su mejor película con la adaptación no de un libro, sino de dos, ‘My Life in France’, de Julia Child y Alex Prud´Homme, y ‘Julie & Julia’, de Julie Powell; es decir, dos historias reales de cerca de seiscientas páginas, ambas, condensadas en dos horas de metraje. Un reto que destacamos, junto a los actrices principales que ponen rostro a un cartel que anuncia perfectamente lo que la propuesta ofrece: dos mujeres que pasan mucho tiempo en la cocina. Lo mejor de la película, junto a Stanley Tucci, correcto en el personaje del diplomático, marido de Julie Child. De esta manera, Nora Ephron ha contado con solventes actrices, una que está a la altura de su dilatada carrera (Meryl Streep) y otra que empieza a pulirla (Amy Adams).

                                           

Nora Ephron, escritora y directora.

Nora Ephron, famosa por ser escritora de bestsellers, nos traslada a la ficción-real, de hecho su carrera comenzaba como periodista y estuvo casada con Carl Berstein, uno de los que destaparon el caso Watergate (para que os hagáis una idea, el personaje interpretado por Dustin Hoffman en Todos los hombres del presidente). Esta relación permitió fraguar la novela Se acabó el pastel,  considerada una especie de autobiografía de aquel matrimonio, que terminó siendo la base de una película protagonizada por Jack Nicholson.

A pesar de escribir el guión de célebres títulos (Cuando Harry conoció a Sally), es mucho más recordada por ser la directora de unas comedias románticas como Tienes un e-mail (versión moderna de la clásica El bazar de las sorpresas) y Algo para recordar, ambas protagonizadas por Tom Hanks.  

-¿Qué vas a hacer cuando llegues arriba? ¿Vas a escupir abajo?

-No, voy a conocer a mi nueva madre.

 Su última película (falleció dos años después), es su trabajo más redondo, un film que discurre en paralelo, para mostrarnos tanto a la autora como a la admiradora, es decir, la historia que sucede en la actualidad y aquella de Julie Child, remontándose unas cuantas décadas atrás, con el personaje de Meryl Streep como protagonista. El resultado final es interesante, edulcorado al exceso (como ya hemos dicho) pero una propuesta a contracorriente que cuenta con la cocina como reflexión de la creatividad y la calidad.

 -Estaba preparando el poulen routege o pollo asado, relleno de hígado de pollo, cuando se cayó al suelo todo el relleno, una gran masa viscosa. Bueno, para abreviar: otra hecatombe, peor que la vez que la anterior.

amy-julie             streep-julia